Familiaris

HUMILDAD Día 9: “Aprended de mí que soy manso y humilde de corazón”

Video del mesyoutube_icoabrazos

Semana 2: La humildad es camino de conformación con el Señor Jesús

«Aprended de mí que soy manso y humilde de corazón, y hallaréis descanso para vuestras almas. Porque mi yugo es suave y mi carga ligera». Mt 11,29

Criterio para iluminar el día

“Aprended de mí que soy manso y humilde de corazón”.

Acciones concretas

Ejercitar por lo menos una acción

Hoy me propongo ponerme en la presencia del Señor y pedir su luz para examinar con humildad y sinceridad aquel defecto que mis seres queridos, en especial mi cónyuge, me hacen notar y que no acepto. Pediré la fuerza del Espíritu Santo para aceptarlo y corregirme.

  • Si me reconozco susceptible, me esforzaré con la ayuda del Señor para no ofenderme.
  • Si me reconozco una persona negativa, buscaré habituarme a descubrir el lado positivo de las cosas.
  • Si me reconozco autosuficiente, renunciaré a imponer mis ideas, escucharé y apreciaré el criterio de los demás.

Oración de la semana

ACTO DE CONSAGRACIÓN

¡Oh Señora mía, 
oh Madre mía!, 
yo me entrego del todo a Ti 
y en prueba de mi filial afecto
te consagro en este día
mis ojos, mis oídos, mi lengua
y mi corazón,
en una palabra todo mi ser,
ya que soy todo tuyo
¡oh Madre de bondad!,
guárdame y protégeme
como hijo tuyo, 
Amén.

facebook_ico

Familiaris

Si deseas comunicarte con nosotros, puedes escribirnos a: Info@familiaris.org