Mi vida en Xto

Oración del miércoles: “Esta es una generación malvada. Pide un signo y no le será dado otro que el de Jonás”

Año C – Cuaresma – Semana 01 – Miércoles
17 de febrero de 2016
9th_waveb

+  En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

Oración inicial

Señor, hoy vengo a tu encuentro y te busco en el silencio porque quiero encontrarme contigo. Te pido que me ayudes a disponer mi corazón de la manera adecuada para acoger tu Palabra y para responder a ella, lleno de confianza y generosidad.

Acto penitencial

Hago en silencio un breve examen de conciencia de mi último día.

Señor, con humildad me reconozco pecador, sé que soy frágil y justamente por eso te pido que fijes tu mirada misericordiosa en mí corazón, me perdones y me fortalezcas, para que pueda levantarse y seguir caminando con renovado amor.

Lectura Bíblica según el Evangelio del día

“Esta es una generación malvada. Pide un signo y no le será dado otro que el de Jonás” San Lucas 11,29-32

Al ver Jesús que la multitud se apretujaba, comenzó a decir:
“Esta es una generación malvada. Pide un signo y no le será dado otro que el de Jonás. Así como Jonás fue un signo para los ninivitas, también el Hijo del hombre lo será para esta generación. El día del Juicio, la Reina del Sur se levantará contra los hombres de esta generación y los condenará, porque ella vino de los confines de la tierra para escuchar la sabiduría de Salomón y aquí hay alguien que es más que Salomón. El día del Juicio, los hombres de Nínive se levantarán contra esta generación y la condenarán, porque ellos se convirtieron por la predicación de Jonás y aquí hay alguien que es más que Jonás.

Lectura espiritual breve

Lee lo que nos enseña el Padre Juan José Paniagua:

Hoy el Señor llama a los judíos de su época, a la gente religiosa de su tiempo “generación perversa”, pervertida, malvada. Les dice perversos porque han endurecido el corazón a Dios; porque se han desviado del camino. Eso significa pervertir, desviar del camino recto, desorientar y llevar a la perdición. Por eso cuando le cerramos el corazón a Dios nos desviamos. Cuando Dios no es el centro de nuestra vida, vamos cayendo en un espiral, donde nosotros terminamos poniéndonos en el centro, y nos volvemos egoístas, egocéntricos. Al sacar a Dios del centro, nos desviamos, nos pervertimos. Y con nuestro mal ejemplo desviamos también a los demás. Jonás fue ese profeta que le anunció a la ciudad de Nínive que se convierta, y le hicieron caso. Fue un signo muy claro y lo siguieron y se enderezaron. Hoy Jesús les dice a los judíos, que se les ha enviado a ellos un signo más grande aún para su conversión. Pero están tan ciegos, tienen tan endurecido su corazón, que no lo reconocen. Ese signo es Dios mismo hecho hombre, que ha venido para salvarlos y les está hablando. Cristo ha venido para que abramos nuestro corazón cerrado, para que nos convirtamos a Él. Ésa es la invitación: que cada día miremos más al Señor.

Breve meditación personal

Haz silencio en tu interior y pregúntate:

1.- Si hago un examen de conciencia, ¿yo también me habré desviado en algunas cosas? ¿Qué cosas necesito rectificar en mi vida?

2.- ¿Soy consciente que Cristo me está llamando todos los días a que lo siga? ¿Estoy cerca de Él? ¿Lo reconozco? 

Acción de gracias y peticiones personales

Gracias, Señor, por este momento que he podido estar contigo, gracias por tu amor, por las luces que me regalas en el caminar. Te pido que me ayudes a luchar durante esta cuaresma contra todo aquello que me aleja de Ti y me impide acoger tu palabra con un corazón disponible y generoso.  Amén

Si quieres, puedes pedirle al Señor por tus intenciones.

Reza un Padre Nuestro, un Ave María y un Gloria…

Consagración a María

Pidámosle a María que nos acompañe siempre:

Santa María,
Madre del Señor Jesús y nuestra,
obténnos la presencia vivificante
del Espíritu,
y la gracia de andar siempre
por los caminos de Dios.

+  En el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo. Amén.

Mi vida en Xto 210px